Ejército Trigarante

El Ejército Trigarante emergió como una organización militar conformada por el conjunto de fuerzas armadas independistas presentes en México, la cual fue concebida con el fin de alcanzar la independencia de Nueva España del imperio español. Este regimiento libertario existió entre los años 1820 y 1821, el cual operaba bajo las órdenes de Agustín de Iturbide.

Este regimiento tenía tres objetivos principales, los cuales fueron parte de su bandera. Pretendía establecer tres garantías basadas en la devoción religiosa a la iglesia católica, implantación de un estado libre mediante la independencia de la corona española, y por último, la unificación de todos los habitantes del país, que incluía a los indígenas, criollos, mestizos y españoles que hacían vida en la nación.

PUBLICIDAD DE GOOGLE

Causas de la formación del Ejército Trigarante

Desde 1811 se estaban desarrollando distintas batallas que apuntaban a la independencia de México. Incluso bajo la tutela de José María Morelos fue creada la constitución de Apatzingán, con la cual se promulgó un estado independiente con una constitución propia.  Esta constitución pretendía desconocer a la corona española y establecer el respeto a los derechos básicos de todo ciudadano. Igualmente, expresaba la voluntad de establecer una nación libre y políticamente independiente. Sin embargo, este movimiento no tuvo éxito, debido a que este congreso fue disuelto al ser capturados sus integrantes y al posterior fusilamiento de Morelos por parte del ejército realista.

Este acontecimiento provocó que el ejército insurgente fuera dispersado. Sin embargo, sobrevino una lucha de guerrillas por el poder encabezada por Guadalupe Victoria y Vicente Guerrero. Sin embargo, en septiembre de 1816, Juan Ruiz de Apodaca fue nombrado virrey de Nueva España e hizo grandes esfuerzo para establecer cierta calma que duraría hasta finales del año 1819.

No obstante, después que Apodaca proclamó la constitución de Cádiz el 31 de mayo de 1820, como resultado se presentaron motines y protestas en rechazo al decreto. Esto propició que se levantara una conspiración indetenible que se resolvió a separar a Nueva España del dominio español.

A pesar de eso, para lograr dicho objetivo era necesario que los distintos grupos armados que estaban presentes en el país unificaran sus criterios y dirigieran sus esfuerzos contra la monarquía española que se debilitaba cada vez más.

Inicios del Ejército Trigarante

La bandera que identificó a este movimiento militar estaba conformada por tres barras diagonales de color blanco, verde y rojo, colores que representaban junto con las tres estrellas la voluntad y la garantía de llevar a cabo el cometido planteado por este ejército.

Iturbide, quien había militado en las filas realistas y participó en batallas en contra de los independentistas, optó por cambiarse de bando por causa del descontento causado por la implementación de la constitución de Cádiz. Sabiendo entender a las distintas facciones de la colectividad, Agustín de Iturbide decidió tomar parte de los movimientos independentistas suministrando ideas que terminaron de encaminar a la nación a la independencia.

PUBLICIDAD DE GOOGLE

En medio de las circunstancias adversas que doblegaban a la nación que se encontraba en medio de un ambiente de inestabilidad, Agustín de Iturbide abogó por una resolución que resolvería los problemas que agobiaban a la sociedad, la cual estaba cansada de la desorganización causada por la monarquía española y la continuidad de guerras. Fue así como Iturbide proclamó el 24 de febrero de 1821 un documento en la ciudad de Iguala, en el que declaraba a Nueva España como un país independiente y soberano.

Para ello se creó el Ejercito Trigarante, con el fin de difundir por todo el país dicho plan, el cual defendía a la religión católica, anunciaba la independencia de España y abogaba por la alianza de todos los bandos de guerra para restablecer la unidad y la paz entre todas las razas existentes en el país. En un principio existía algo de desconfianza tomando en cuenta que Iturbide había formado parte del ejército realista, pero tuvo la influencia necesaria para llevar a cabo  su plan.

Desempeño del Ejército Trigarante

Una vez que fue constituido por decreto el Ejército Trigarante, numerosos cabecillas del movimiento independentistas formaron parte de él. Además, su función principal fue el de ganar adeptos de las filas realistas con el fin de engrosar el regimiento militar. Además, los militares que se negaban a prestar su apoyo a este ejército eran neutralizados.

A medida que este ejército hacía recorridos para difundir las ideas independentistas, el virreinato fue perdiendo influencia y apoyo. Estas condiciones motivaron que el virrey de Nueva España, Juan Ruiz de Apodaca, fuese destituido de su cargo. Posteriormente, ocuparon este cargo por un corto espacio de tiempo Francisco Novella y, por último, Juan O’Donojú.

Como parte del éxito alcanzado por los independentistas, la última instancia de un ejército realista dirigida por Juan O’Donojú como representante de la corona española en territorio mexicano, fue derrotada por el Ejército Trigarante en agosto de 1821 cuando fueron firmados los Tratados de Córdoba, en el que se reconoció la independencia de México.

Finalmente, la independencia definitiva de México se vio totalmente llevada a cabo el 27 de septiembre de 1821, cuando el Ejército Trigarante entró de forma triunfal en la Ciudad de México en medio de la celebración de la población que estaba de acuerdo con lograr la independencia.

Tropas del Ejército Trigarante

Si bien estaban divididas por secciones y regimientos, hubieron un total de 16.134 hombres, de los cuales 7.416 eran de infantería, 7.955 eran de caballería y 763 de artillería (quienes contaban con 68 cañones de distintos calibres).

Infanteria y artillería del ejercito trigarante

Caballería del Ejército Trigarante

Evolución del Ejército Trigarante

Una vez alcanzada la libertad del yugo español, fue creado el Imperio Mexicano el cual fue presidido por Agustín Iturbide, quien fue envestido como primer emperador mexicano el 19 de mayo de 1822. A medida que se desenvolvía una nueva etapa de gobierno en México, el ejército Trigarante el cual había cumplido hasta un punto razonable su razón de ser, llegó a denominarse Ejército Imperial Mexicano.

Sin embargo, este no fue el único cambio que experimentó, ya que a lo largo de la historia mexicana, se le cambió el nombre en distintas oportunidades, entre ellos se le conoció como Ejército Constitucionalista, Ejército Federal y Ejército Nacional Mexicano. Por último, cabe destacar que este ejército no solo experimentó cambios de nombres, también estuvo sometido a cambios de lealtad a consecuencia de la inestabilidad política que siguió reinando en México después de alcanzar su independencia.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *