Batalla de Cuautla (1812)

Esta batalla llamada de Cuautla, debido al pueblo que protagonizó este encuentro de fuerzas realistas e insurgentes en 1812, se considera un hecho histórico y heroico de la guerra de independencia de México. Además, le permitió entender a las fuerzas militares insurgentes que la victoria era muy posible y estaba cerca. Su repercusión es tal que, el estado donde se encuentra esta importante ciudad mexicana ahora se llama Morelos en honor al líder patriota que fungió como líder de dicha batalla.

¿Cuándo ocurrieron estos hechos y quiénes quedaron registrados para la historia en esa batalla? ¿Qué consecuencias tuvo y quién realmente fue el vencedor de esta difícil batalla? Te invitamos a buscar estas respuestas en este artículo histórico.

PUBLICIDAD DE GOOGLE

¿Cuándo y dónde tuvo lugar la Batalla de Cuautla?

La Batalla de Cuautla ocurre justamente en la importante ciudad de Cuautla del ahora estado de Morelos, heroica e histórica, escenario de varios hechos independentistas. Es difícil separar la batalla de Cuautla Amilpas, hoy Cuautla de Morelos, del sitio de Cuautla, pues de la batalla perdida por los realistas, pasaron al sitio de Cuautla.

La batalla de Cuautla comienza con el primer ataque del brigadier Félix Calleja hombre de estrategias y militar profesional, especialista en cartografía, el 18 de febrero de 1812 al salir con 500 soldados a inspeccionar la comarca para preparar mejor su ataque y estrategia. Justamente el jefe insurgente José María Morelos había salido a la loma de Cuautlixco también a inspeccionar el terreno, ambos enemigos se observaron y deciden medirse en el campo de batalla, esta escaramuza aunque fue ganada por Morelos, una avanzada realista casi lo hace prisionero, solo la audacia de uno de sus compañeros el coronel Pablo Galeana sale en su ayuda con 50 soldados, logrando rescatarlo.

Mapa de Cuautla Amilpas (hoy Cuautla Morelos), realizado en 1812. Fuente Wikipedia

Causas de la Batalla de Cuautla

La causa principal evidentemente es la guerra de independencia donde unos luchan por ella y otros por mantener el virreinato de Nueva España y mantener el control de estas tierras. ¿Pero por qué allí en Cuautla? A finales de 1811 las fuerzas insurgentes habían iniciado una campaña por el centro del país tomando Izúcar y Taxco, y Morelos con sus tropas tomaron justamente Cuautla Amilpas en enero de 1812. Por lo tanto, el virrey Francisco Venegas alertó a Félix Calleja sobre la alta posibilidad de que el temido Morelos atacara Ciudad de México, así que le da orden al brigadier para que enfrente a los insurgentes en Cuautla.

El brigadier Calleja llega allí con unos 5.000 hombres, batallones de soldados profesionales, bien armados y entrenados y por supuesto con artillería de campo, parecía una tarea ganada. Morelos y sus fuerzas se habían instalado en la ciudad, pero sus tropas eran apenas 2.000 hombres de infantería y 1.000 de caballería, eran combatientes con menos armas y entrenamiento militar que los realistas, aunque con un fuego en el corazón… ¡peleaban por una tierra libre, una causa! Muchos eran campesinos, peones e incluso esclavos e indios que habían sido oprimidos por los españoles por años.

Desarrollo y personajes de la Batalla de Cuautla

José Morelos y sus oficiales deciden hacer frente al brigadier Félix Calleja y defender la ciudad, allí estaban los jefes insurgentes el general Galeana, Vicente Guerrero, Mariano Matamoros, Nicolás Bravo, Francisco Ayala y otros héroes independentistas, de modo que toman las medidas para resistir el ataque de semejante fuerza realista.

PUBLICIDAD DE GOOGLE

El 19 de febrero de 1812 cuatro columnas de soldados realistas bien armados atacan, se dividen una por el flanco izquierdo, otra columna por el derecho en forma de pinza dirigidas por José Gabriel de Armijo y las otras dos al mando del brigadier Félix Calleja por el mero centro, confiados en que los insurgentes no soportarían la artillería y el ataque frontal, y verdaderamente estuvieron a punto de lograrlo, hasta salió el grito insurgente “¡Todo está perdido, han derrotado al general Galeana!”, pero cuando un contingente realista entrando por una calle principal estuvo a punto de tomar la ciudad, un niño llamado Narciso Mendoza dispara un cañón y logra dispersar y hacer huir a los realistas, se inscribió en la historia como “el niño artillero”.

Estatua del mítico Niño Artillero, Narciso Mendoza

La segunda fase de esta batalla sigue con la llegada de 2.000 hombres comandados por el coronel Ciriaco del Llano, ahora Calleja cuenta con 7.000 soldados y comienza con el sitio de Cuautla, después de muchos intentos por un ejército y por otro, unos de tomar la plaza, y los otros tratando de romper el sitio.

Consecuencias de la Batalla de Cuautla

Podemos mencionar varias consecuencias directas e indirectas de esta batalla:

  • Félix Calleja es llamado por el virrey Venegas y conminado a regresar a España, finalmente le quita el mando del ejército del centro del país.
  • El jefe insurgente José M. Morelos y sus oficiales son hostigados y perseguidos después de esta batalla por las fuerzas realistas, lo que los lleva indirectamente a iniciar una campaña efectiva en el sur del país que culminaría con la toma del puerto de Acapulco.
  • El sitio de Cuautla incidió en la estructura política, social y militar del virreinato y también afectó para bien al ejército insurgente, Morelos logró reforzar su ejército.
  • Quedó como una de las batallas más heroicas de la guerra de independencia, lo cual sirvió para fortalecer el “espíritu nacional” y despertar la convicción de la lucha independentista que a su vez ayudó mucho a darle cohesión a las tropas con los civiles, fue moralmente un importante logro.

Vencedor de la Batalla de Cuautla

Definir quien obtuvo la victoria en esta batalla es una tarea difícil, aun hoy se presenta con un resultado incierto o discutido, esto es debido a que desde cierto punto de vista los realistas a la orden de Calleja sitiaron y acorralaron y persiguieron a las fuerzas insurgentes dirigidas por Morelos. Pero en sí, no lograron derrotarlos, ni retenerlos ni hacerlos prisioneros.

Visto desde el punto de vista de las diferencias entre los dos ejércitos, 7.000 soldados profesionales con un comandante de carrera como Calleja, contra 3.000 hombres impulsados por un ideal, mal armados en comparación, dirigidos por un exsacerdote, con dificultades de víveres, que los hayan repelido una y otra vez, y finalmente logrando romper el sitio y escapar, puede considerarse verdaderamente un hecho heroico y una victoria insurgente, y también si se toma en cuenta las consecuencias favorables a la causa independentista.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *