Feudalismo

La Edad Media estuvo marcada por los cambios políticos y sociales que permitieron la organización de los imperios y civilizaciones que lideraron en ese entonces. En Europa, el feudalismo trajo consigo cambios en la sociedad que permitía la definición del papel que cada quien jugaba en la sociedad.

Además, el feudalismo permitió un nuevo orden en la distribución de las riquezas y el poder del viejo continente. Sus basamentos regían la vida de todos los que vivían en aquella época. Veamos más sobre este sistema que perduró por mucho tiempo.

Definición de Feudalismo

Fue el modo de gobierno y distribución social que se implementó en el continente europeo desde el siglo IX hasta el siglo XV. Los principios básicos de éste cambiaron la esclavitud en contratos de vasallaje que promovían el alquiler de tierras a campesinos para que las trabajaran y las hicieran productivas a cambio de elevados impuestos que ahogaban su oficio. Este nuevo concepto trae consigo algunas figuras principales como el señor, el feudo y el vasallo.

Se establecía una especie de contrato entre el señor y el vasallo para la obtención de la tierra. Este documento determinaba los deberes que ambas partes debían cumplir a fin de comenzar la actividad comercial. De esta manera, se acordaban pagos en forma de productos o monedas.

Señor Feudal

Causas del Feudalismo

Entre las causas principales que permitieron la implementación del feudalismo como proyecto de gobierno y cambio social se pueden mencionar las siguientes:

  • El escaso control que tenía la figura del emperador de todas las provincias a las que dominaba. Puesto que las poblaciones a las que gobernaban eran muy extensas, tener dominio sobre ellas era muy difícil.
  • Los constantes movimientos invasores por parte de los guerreros de poblaciones paganas, quienes dejaban completamente en la miseria a las regiones conquistadas.
  • La necesidad de protección a fin de controlar los ataques barbáricos, lo que llevó al contrato de figuras militares y no militares como mercenarios, señores feudales y caballeros.
  • La pérdida de poder y autoridad por parte del rey. A este sólo se le percibía como una figura puesta en el poder de manera teocrática, quienes gobernaban realmente eran aquellos nobles a los que se les había dispersado por todo el imperio y quienes tenían a cargo grandes extensiones de terreno.
  • La iglesia, como institución dominante e influyente comenzó a conferirle poder a los señores feudales, afirmando que éstos habían obtenido también el favor divino y por eso debían recibir la autoridad.

Organización social en el Feudalismo

Durante esta época el poder y los privilegios sociales, económicos y políticos se dividieron en cinco clases sociales diferentes. La sociedad siguió ordenada en forma piramidal, compuesta por la monarquía, la nobleza, el clero, los caballeros y lo siervos o campesinos. Los componentes de cada clase social jugaban un papel importante en el funcionamiento de la sociedad feudal, prolongando la duración de esta forma de gobierno.

La monarquía

Tenían a cargo la administración de la autoridad en el imperio, toda extensión de terreno les pertenecía. Tal control les permitía decidir a quién le otorgaban partes de estos territorios. Como consecuencia, dichos benefactores eran fieles al poder imperial, actuando para el beneficio de éste.

Cuando existía alguna clase de rebelión por parte del noble, barón o conde que había recibido la jurisdicción de una población, el rey o emperador tenía la potestad de retirarle la autoridad que se le había dado, ejerciendo de esta manera su poder legítimo como dueños de la nación. Los monarcas a su vez estaban organizados de la siguiente manera:

  • El rey: Entre los deberes de este estaban: garantizar la seguridad de los miembros del reino, prevenir la miseria en los límites de la nación y proclamar decretos y leyes que certificaban el orden.
  • La reina: No sólo era la esposa del rey, sino que también era la representante del trono cuando éste se encontraba ausente, siendo así la segunda persona con más autoridad en el imperio. Además, se encargaba de llevar a cabo todos los proyectos sociales del imperio.
  • Los príncipes: Las funciones que cumplían eran de orden mecánico. Eran los futuros al trono por orden de nacimiento.
  • Las princesas: Su existencia era mayoritariamente para realizar alianzas con miembros de otros reinos. Sólo podían ascender a la posición de reinas por medio de matrimonio o cuando no habían descendientes del sexo masculino.

Los nobles

Se definían como todas aquellas personas a las que se les habían entregado regiones productivas extensas. La mayor parte de estas recompensas recibidas las ganaba a raíz de hazañas en combate que realizaban miembros importantes del ejército. Podían ser removidos de su poder si daban muestras de lealtad al poder real, por lo que las regiones que recibían eran de carácter temporal, en forma de préstamo. Además, sus títulos podían pasar a sus hijos si habían demostrado tal fidelidad.

Bajo esta nueva forma de gobierno se les denominaba como señores feudales y tenían la potestad de proclamar leyes específicas que incluían el valor del dinero y el pago de los impuestos. Entre los deberes principales de los miembros de la nobleza estaban:

  • Servir a la monarquía.
  • Garantizar la seguridad del rey en momentos de paz y guerra por medio de un ejército entrenado de caballeros.
  • Organizar la agenda del rey para sus viajes, asegurando que tuviera dónde alojarse y alimento.
  • Cumplir con la capitación real de manera puntual y regular.

El clero

Quienes lo componían tenían bajo su responsabilidad el desarrollo de la fe de las personas de la época. Además, su influencia era muy importante, por lo que resultaban ser una guía en asuntos de gran peso social como la educación o el respeto a la autoridad.

Dentro de su organización había miembros con un rango superior al de otros como el Papa, quien era el ente con más poder de la iglesia. Les seguían los monjes, sacerdotes y obispos, quienes llevaban a cabo funciones administrativas como recoger el dinero, administrarlo y dar sermones.

Los caballeros

Eran la clase que se dedicaba a la protección del reino y el territorio que este ocupaba. Cada miembro de la nobleza tenía a su disposición un número definido de caballeros a los que usaba para garantizar la seguridad de sus condados en caso de invasión o peligro inminente de la corona.

Durante los viajes que realizaba el rey, era deber de los caballeros cuidar su vida, su familia y sus pertenencias. Por lo que gran parte de la remuneración económica que estos conseguían provenía de la monarquía y no de los señores feudales.

Los siervos

Eran todas aquellas personas que cumplían con labores agrícolas. Este grupo de la sociedad estaba a cargo del trabajo más duro y las recompensas que recibían a cambio por tan ardua labor eran pocas.

No disfrutaban de libertad en absoluto, hasta para poder contraer matrimonio, debían tener la aprobación de los caballeros o los nobles. Su condición de servidumbre los convertía en prisioneros, por lo que no podían salir del campo en el que laboraban a menos que tal permiso fuera aprobado.

Eran pobres y no tenían ninguna clase de derecho que les permitiera influir de alguna manera en el orden social. Se estima que casi el 90% de la población de esta etapa de la historia pertenecía a este peldaño social, lo cual contribuía a la desigualdad de privilegios y derechos de la sociedad feudal.

Economía en el Feudalismo

Las actividades económicas principales durante el feudalismo fueron el comercio, la artesanía y la agricultura:

  • Comercio: La actividad comercial durante el feudalismo no se extendió debido a que las principales rutas por las que los mercaderes transitaban eran dominadas por miembros del islam, por lo que prácticamente toda actividad que se realizaba era entre los diferentes condados del reino. Las transacciones en las que los artículos costosos de gran belleza y lujo, así como también los metales y la sal, eran los principales productos que se comercializaban. Más tarde, con el uso de novedosos inventos como el timón y la brújula, se forjaron nuevas maneras de comercio como el marítimo, lo que trajo como consecuencia acuerdos entre musulmanes y cristianos a fin de mejorar los tratados comerciales. Por esta razón, a la llegada del siglo XII, el comercio y la actividad económica había mejorado.
  • La artesanía: El aprendizaje de distintas clase de oficios era instada por medio de la iglesia. Los artesanos estaban divididos en tres niveles de acuerdo a su habilidad: maestro, oficial y aprendiz. A fin de escalar niveles, se necesitaba tiempo y la creación de una obra famosa que probara su creatividad y singularidad. Por otro lado, los artesanos se especializaban en las áreas de la construcción, minería y textiles.
  • La agricultura: Aunque era la actividad económica de mayor importancia durante la época feudal, la labor se llevaba a cabo de una forma muy primitiva, pues no se contaba con el uso de animales de cargas para la producción de abono y fuerza para los cultivos. Se producía mayoritariamente cereales, frutas y hortalizas. Además, se producía sal, miel y aceite.

Consecuencias del Feudalismo

  • Se descentralizó el poder. Se distribuyó a los señores feudales, constituyendo de manera primitiva el concepto de Estado en la historia.
  • Cada territorio se encarga de su propia producción económica, por lo que cada uno desarrolla lo suficiente para subsistir.
  • Las clases sociales se definen de manera definitiva. Las diferencias entre los que son libres y los esclavos se aclaran.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *